El bisturí en Medicina

 El bisturí en Medicina

El Bisturí  es un instrumento en forma de cuchillo pequeño de hoja con mango y que sirve para hacer incisiones en  tejidos blandos. Deriva del cuchillo, que proviene del nombre en latín “cultellus” que significa cortar, sirve  pués para cortar  y está formado por una hoja y mango.  Es similar al escalpelo,  que viene del latín “scalpellum”, que se define también como instrumento en forma de cuchillo pequeño, de hoja fina, puntiaguda, de uno o dos cortes que se usa en disecciones anatómicas, autopsias y vivisecciones [1]  Es similar la navaja que es el cuchillo cuya hoja puede doblarse sobre el mango para que el filo quede guardado entre las dos cachas o en una hendidura a propósito[2] . La lanceta, era una navaja pequeña, en épocas antiguas de la medicina se utilizó mucho la lanceta fundamentalmente para la práctica de las sangrías, eran bisturís con hoja fina y puntiaguda.

El bisturí se denomina así según Huet[3] porque en Pistori, era donde existía  antiguamente la mejor fabrica de esta clase de instrumentos.  El vocablo español deriva del francés, “bistouri” .

Han existido muchos con distintas variaciones en la hoja que podía ser recta, curva, lanceolada, cuadrangular, circular, en el mango y de  diversos materiales, madera, hueso, marfil, hierro, bronce y acero.

El bisturí es uno de los instrumentos quirúrgicos que primero existieron en la humanidad, procede de los primitivas herramientas y armas de la antigüedad.  El cuchillo después del hacha es el instrumento mas antiguo fabricado por el hombre, consistía en una sencilla hoja tallada en piedra.

Las primeras trepanaciones o punciones craneales serian realizadas con los instrumentos de la época, objetos cortantes derivados de las armas o herramientas existentes en ese momento y lugar, probablemente mas finas, mas pequeños, mas cortos. Elementos derivados de los cuchillos de sílex, huesos, agujas de pescados, astas; material fuerte que lograra perforar el hueso de la bóveda craneana.

En Meso América se encuentra muchas puntas de flechas y cuchillos realizados con la piedra obsidiana, que es una roca del tipo ígneo volcánica extrusiva perteneciente al grupo de los silicatos, muy utilizados. Se han descubierto instrumentos precolombinos realizados con este material.

Folke Henschen[4], médico e historiador sueco, afirma que los hallazgos arqueológicos soviéticos de la ribera del río Dnieper en la década de los sesenta demuestran la existencia de trépanos en cráneos datados en el Mesolítico lo que dejaría la fecha en torno al  año 12.000 a.C  Existen hallazgos arqueológicos de cráneos con signos evidentes de trepanación datados en torno al año 3000 a.C. en los que se postula la supervivencia del paciente tras la intervención. Los mas antiguos se han hallado en la cuenca del Danubio, pero existen hallazgos similares en excavaciones de Dinamarca, Polonia, Francia, Reino Unido, Suecia o España. 

En el museo del Louvre (Paris) se encuentra el nombre del primer cirujano conocido, Urlugaledin, del pueblo de sumeria de Mesopatamia, es un sello personal en arcilla que muestra dos cuchillos rodeados de plantas medicinales.

También se encuentran bisturís de bronce encontrados en Nínive. En la piedra del Código de Hammurabi que fue hallada en Susa (Irán). encontramos referencia expresa del bisturí.  “ …si el medico abre una hinchazón con un cuchillo”   “…si un medico causa una herida grave con un cuchillo… ”

 En Egipto en una de las jambas de la entrada del templo de Menfis se encuentra el grabado mas antiguo de una intervención quirúrgica, de una circuncisión. Se observan las herramientas quirúrgicas en bajorrelieve entre ellas un bisturí.

 El papiro de Edwin Smith es el documento científico quirúrgico mas primitivo encontrado hasta ahora. Refiere D. Gracia[5] que recoge practicas antiguas, posiblemente de unos 5000 años antes de escribir el texto. Cree que sufrió varias redacciones, siendo esta ultima del  año 1.700 a. D. C y fue realizada por un escriba que no era cirujano. El texto contiene una colección de cuarenta y ocho historias clínicas quirúrgicas.

 El uso del primitivo cuchillo o bisturí de piedra en la circuncisión es referido en el segundo libro del Éxodo en el cual Zipporah, la viuda de Moisés “coge una piedra afilada y corta el prepucio de su hijo”[6]. Dios manda a Josué, el sucesor de Moisés, que haga cuchillos afilados y efectué la circuncisión de los niños de Israel nacidos después del éxodo de Egipto. Este es el único procedimiento quirúrgico mencionado en la Biblia.

Los cuchillos, herramientas y armas de guerra se desarrollaron y perfeccionaron en las épocas de Edad del Bronce y del Hierro. En las excavaciones de La Tene, (Suiza) que eran unas habitaciones lacustre descubiertas en 1853 se han encontrado diferentes objetos de culturas diferentes en las sucesivas capas del terreno, desde la edad de piedra hasta las edades de bronce y de hierro con gran cantidad de instrumentos encontrados.[7].   Estudios realizados por Sudholf [8]describe tres cuchillos de cobre con mango ganchudo o encorvado encontrados en una tumba cerca de Tebas datados de una época próxima a 1500 años antes de C. El bronce, (aleación de cobre y estaño) no se sabe exactamente cuando se inicia pero entorno a 3000 años a. C. fue un descubrimiento que comprobaron que era un material mas duro y los filos duraban más tiempo.

Los cuchillos de bronce eran de formas variadas, con sección circular, cuadrada, hexagonal y a veces trapezoidal. También se han encontrado instrumentos ambivalentes con un extremo bisturí y el otro en forma de espátula. El mas utilizado fue el bisturí recto con corte en ambas hojas y puntiagudo.[9]  Existe ejemplares en el Museo Británico, Louvre, Roma y en el Museo Nacional de Nápoles encontrados en Pompeya. Existieron bisturís especiales como el de flebotomía, el de litotomía, también muy fino como el bisturí para intervenciones en el ojo.[10]

El hierro aunque no tenemos datos precios de la fecha en que se descubrió la técnica de fundir mineral de hierro, se han descubiertos utensilios en Egipto que datan del año 3000. a. C. El acero existe desde la época antigua aunque no se le denominaba como tal, ni se producía de una forma mas industrial hasta el año 1740. Era conocido por los artesanos del hierro que al calentar el hierro en fragua u horno de carbón vegetal con tiro de aire, y posteriormente martilleo con expulsión de las escorias se producía un filo muy duro, este era de acero. El horno de carbón vegetal y el aire introducía el 2 % de carbono para formar acero de una forma practica sin saberlo en aquella época. primeras hojas de acero se deben a los romanos que idearon cuchillos especiales para diferentes cometidos, caza, zapatería, herrería, guerra, etc. Las primeras En España se producía el arma llamada la falcata en el siglo IV a.C. Las navajas la fabricaron los romanos hacia el siglo I.

La revolución industrial del siglo XIX. Fenómeno complejo que afecto fundamentalmente a las innovaciones científicas pero que fue un proceso de revolución económica y sociales una época de grandes cambios en la sociedad y en la industria sidero-metalúrgica, sobre todo por el acero, que es el mat4erial de mayor importancia en la vida moderna, esto supone un gran avance en la maquinaria y en las herramientas, sobre todo los aceros especiales que son más resistentes y se pueden realizar mas finos y poder conseguir instrumentos de gran precisión.  Es el siglo de los grandes inventos, también de la medicina, de la cirugía y el nacimiento de las especialidades medicas.  Se puede constatar por el numero de fabricantes de instrumentos médicos, la gran variedad y formas de los mismos, también de los bisturís que aparecen gran diversidad de los mismos.

 En el siglo XX aparece un nuevo avance que es el bisturí eléctrico,  un concepto totalmente novedoso del bisturí que supone un gran avance para la cirugía, coexistiendo con una enorme variedad de bisturís clásicos. Se diseñan y construyen bisturís para las especialidades médicas, para intervenciones especificas con el fin de abordar zonas anatómicas difíciles. La tecnología permite realizar hojas de bisturís muy finas y el aumento de la demanda disminuye los costes de producción, lo cual permite que sean desechables.

 

[1] Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española.  Madrid, 1992. p. 869

[2] Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española.  Madrid, 1992. p. 1429

[3] NYSTEN. P.H. Diccionario de Medicina y cirugía. Barcelona, 1848. p. 174

[4] HENSCHEN. F. The human skull. A cultrual history. New York. 1995 . p. 2

[5] GRACIA. D. Instroduccion historica al estudio de la cirugía. Tratado de Cirugía. de Balibrea. Barcelona. 2003.

[6] EXODO. Capitulo IV, v. 25

[7] GARRISON.H. Historia de la Medicina. 1921 p. 19

[8] SUDOHOLF. Archiv. F. Gesch. Der Med. Leipzig. 1909. p. 61. dos láminas.

[9] MILNE. J.S. Surgical Instruments in greek and roman times. Oxford. 1907. p.31

[10] VULPES.  Tabla Ix, fig. 2