«De arte medica, libri octo» de Celso

«De arte medica» de Celso

«De arte medica, libri octo» de Aulo Cornelio Celso.

Editado en Basilea 1552

Celso

 

Este libro pertenece a la Biblioteca del Seminario de Atón de Badajoz. La biblioteca del Seminario San Atón consta de mas de 46.000 volúmenes acumulados de compras y donaciones desde su fundación en el año 1664. Entre ellos tiene 218 de medicina

El Seminario de San Atón de Badajoz fue fundado en 1664 por el obispo D. Jerónimo Rodriguez de Valderas. Fue Centro Universitario por Real Cédula de Carlos IV en 1793. También fue Instituto de Enseñanza Secundaria en 1845. Centro de formación de los sacerdotes de la diócesis de Badajoz y también centro de enseñanzas para estudiantes, sobre todo hijos de gente humilde de Badajoz y pueblos de la provincia.

 

CELSO

Se llamaba Aureliano CornelIo Celso en latín Aulus Cornelius Celsus. Nació 25 a.C. Murió 50 d.C.

200px-Aulus_Cornelius_Celsus

Fue escritor enciclopedista. Literato, noble. Probablemente médico aunque quizás no ejerciera o no ejerció mucho. Escribió una enciclopedia “Artes” que comprendían conocimientos de agricultura, derecho, retórica, arte militar, dieta, farmacia y cirugía.

Contemporáneo de Horacio, Virgilio y Ovidio, vivió en los reinos de Tiberio, Calígula, Claudio y Nerón.

Se conserva integra la parte de medicina. “De Medicina” o “De re medica. Libri octo” o Los ochos libros de medicina. Son ocho libros de los cuales los dos últimos tratan de cirugía. La obra estuvo desaparecida hasta que en el siglo XV en Italia la redescubrieron y ha sido la primera obra médica antigua en ser impresa en Venecia en 1478. Se han editados varias ediciones en latín y en diferentes idiomas.

“De medicina” comprenden todos los conocimientos y avances médicos de la época desde Hipócrates. Es un gran escritor, escribe en un latín puro, sus observaciones son minuciosas. Algunos autores afirman que fue un compilador de los conocimientos existentes, pero las observaciones tan minuciosas y detalladas de los actos quirúrgicos requieren como mínimo una observación muy directa o realizarlas para describir los actos e instrumentos quirúrgicos. Cita 90 autores médicos, a Hipócrates le cita en 17 sitios diferentes, a Erasistrato en 14 y a Asclepíades en 20 y varios autores más, entre ellos a Trifón el Viejo, Evelpisto y Meges que refiere que era un gran maestro. S

Se lee en su obra:

…”En la rama de la medicina que trata de las operaciones manuales, toda la ventaja esta en efectúalas por medio de ellas, aunque la asistencia pueda prestarse por oros medios y aunque esta parte es la más antigua, fue cultivada mas por Hipocrases, el padre de toda la medicina, que sus predecesores, empezó a tener sus profesores propios y adquirió considerables adelantos en Egipto, sobre todo por la autoridad de Filoxeno, que trató la cirugía con mucha detención en varios volúmenes. También Gorgias, Lostrato, Herón, los dos Apolonio, Ammonio de Alejandría y otros varios hombres celebres contribuyeron a esto con sus investigaciones en la Cirugía y también hubo en Roma profesores de no menos talento y sobre todo de los antiguos, Trifón el viejo, Enelfoito y Megas, el más ilustrado de todos ellos, que como aparece en sus escrito cambios muchas cosas para mejorarlas y también contribuyeron de un modo notable en bien del arte…”

 

Celso escribe sobre las cualidades indispensables de un cirujano:

“…El cirujano debe ser joven o cuando menos de edad no muy avanzada, tener la mano firme, segura y que nunca tiemble; debe ser tan diestro con la mano izquierda como con la derecha; tener la vista segura y penetrante; intrepidez de ánimo suficiente para mantenerse firme contra los gritos del paciente, aunque compadeciendo a aquel cuya cura haya emprendido; no debe apresurarse más de lo que el caso requiera, ni cortar menos de lo que sea necesario y ejecutar su propósito en todo caso, sin cambias por las importunidades del paciente…”

 

Describe tratamiento quirúrgico para los siguientes temas_

-Extracción de flechas y otras armas: Indica la extracción con el escalpelo advirtiendo de la precaución con los nervios, venas y arterias. Habla del uso de las pinzas “como para sacar un diente”. Si no se puede sacar refiere que se emplea la trefina y sino que se realiza un incisión en forma de “V”. Recomienda un instrumento extractor ideado por Diocles de Karisto, consistía en una cucharilla curva acanalada que se colocaba en torno a la punta y permitía extraer la flecha sin dificultad.

-Tratamiento de las ulceras: Recomienda la escisión de los bordes indurados y si están abiertas explorarlas con una sonda de guía, hacer una amplia escisión de las partes callosas a lo largo del trayecto.

-Fistula de ano. Era necesario intervenir con el cuchillo en algunos casos.

-Enfermedades de los ojos. Dedica todo el capítulo VII del libro VII de “De medicina” para las enfermedades de los ojos y a las que se curan con las operaciones manuales. Trata los tumores de los parpados, pterigion, adherencia de los parpados, inversión de las pestañas. Describe minuciosamente la intervención de cataratas con la aguja.

-Tratamiento de la cara: Describe la operación del labio leporino, refiere que se deben hacer incisiones semilunares en las partes para después unir los bordes. Tratamiento   de los pólipos nasales con el cuchillo. Extracción de dientes con fórceps. Dice cómo han de extraerse los colmillos con una pinza especial “rizagra” o extractor de raíces. Corta las amigadlas y la úvula con un gancho y un escalpelo. Celso propone desplazamiento de la piel adyacente en los defectos de labio.

-Cirugía del abdomen: Extirpación de tumores umbilicales. Hernia del omento, tratamiento con el cepo y el cauterio. Paracentesis del abdomen, punción y colocando una cánula de plomo. Vendaje con pelotas para la hernia.

-Tratamientos urológicos: Tratamiento del Hidrocele con escisión con el escalpelo. Trata la fimosis excindiendo el prepucio en la vara inferior en forma de “V”. Refiere que el cirujano debe llevar consigo varios cateteteres de bronce. Las descripciones y la técnica de la realización de la litotomía fueron descritas magníficamente por Celso y continua vigente hasta mas de mil años. Realiza incisión semilunar en el periné, cerca del ano. Utiliza un gancho como una especie de cuchara y otro instrumento para presionar sobre la piedra para partirla. Indica en la imperforación de vejiga la utilización de un tubo de plomo.

-Tratamiento quirúrgico de la gangrena, utiliza el corte y el cauterio. Aconseja que deba incluirse una porción de carne sana en la amputación. Utiliza la sierra.

-Describe las ligaduras en las hemorragias. Refiere que se deben poner dos ligaduras y después se cortará entre ambas.

-Tratamiento de las fracturas y dislocaciones como se empleaban entonces y según los conocimientos de la época desde Hipócrates. Describe los bancos y aparatos para la reducción de fracturas y dislocaciones.